Este programa de formación está dirigido a trabajadores en activo de empresas con centro de trabajo ubicado en la Comunidad Valenciana.

La finalidad principal es que se adquieran los conocimientos, las habilidades y las aptitudes necesarios ante la incorporación en los puestos de trabajo de tecnologías avanzadas, especialmente las derivadas de la sociedad de la información.

La formación profesional para el empleo para trabajadores ocupados tiene como objetivo el éxito en la reconversión del puesto de trabajo y la estabilidad en el empleo, ampliando las posibilidades de promoción profesional.

Estos cursos podrán ser impartidos de manera presencial, semipresencial y a distancia.

Tienen prioridad para participar en estas acciones formativas las mujeres, los mayores de 45 años y los trabajadores que pertenezcan a alguno de los siguientes grupos:

  • Jóvenes menores de 30 años con un primer contrato de 6 meses o inferior.
  • Discapacitados en grado igual o superior al 33%.
  • Inmigrantes.
  • Reingresados al mercado de trabajo tras un periodo de interrupción de su vida laboral de al menos 12 meses.

Las acciones formativas en la modalidad presencial tendrán un número de alumnos comprendido entre 10 y 15 (excepto para empresa con un número inferior de trabajadores). La duración de los cursos no será inferior a 10 horas, ni superior a 200 horas. Las acciones formativas en la modalidad semipresencial y a distancia podrán tener entre 20 y 30 alumnos. La duración no será inferior a 20 horas, ni superior a 200 horas.

Deberá contemplarse la formación a distancia, con una clase presencial al inicio del curso, una al final  para la evaluación y una cada semana, cuando la duración de la acción formativa sea igual o superior a 30 horas.

El alumnado gozará de la gratuidad de la formación.

El SERVEF expedirá el correspondiente certificado de aprovechamiento a los alumnos que hayan superado con éxito el curso.

El alumnado tiene la obligación de asistir a las clases de forma regular, ya que es causa de exclusión acumular más de un 25% de faltas de asistencia (sin contar las faltas de asistencia justificadas).